14 diciembre 2014

Arroz con almejas en salsa verde


Después de algunos meses sólo publicando para Desafío en la cocina, me salgo de “esa rutina” y publico un día que no es 20. Aunque pudiera parecer que sí, no obedece a nada especial, simplemente he encontrado ese ratito que últimamente me falta, bueno realmente es cuestión de mala administración de tiempo, pero aquí estoy y hoy traigo un arroz semi-caldoso con almejas y salsa verde. Muy rico por cierto, y que gustó mucho a toda la familia.
Ingredientes:

500 gr de almejas
200 gr. de arroz
1 puerro
1 cebolla
1 pimiento verde
3 dientes de ajo
Sal y perejil
Aceite de oliva virgen extra
100 ml de vino blanco
700ml de caldo de pescado (preferiblemente casero)


Preparación:

En primer lugar ponemos a cocinar el caldo de pescado como se indica en esta receta de  viejas sancochadas. A la misma vez, cocemos las almejas. Para ello picamos en una cazuela los dientes de ajos y los sofreímos con un poco de aceite, cuando empiecen a estar doraditos, añadimos es vino blanco, un poquito de perejil picado y las cocemos hasta que se abran que será menos de 5 minutos. Separamos las almejas y reservamos el caldo que mezclaremos con el de pescado bien colado. 


Llegados a este punto entra en juego la thermomix;  ponemos en el vaso, el pimiento, la cebolla, el puerro, y dos dientes de ajo y programamos 7 seg. vel. 4. Añadimos el aceite (50 gr.) y programamos 10 minutos, vel. Cuchara, giro a la izquierda, temperatura varoma. Una vez pochado lo trituramos a vel 6 unos 4 seg. Ahora incorporamos los caldos (de las almejas y pescado) que entre los dos sea aproximadamente 900 ó 1 litro. Este caldo lo probamos y rectificamos si lo necesita y cocemos unos 15minutos, temperatura 100º, vel cuchara. Agregamos el arroz y cocemos 13 minutos, temperatura 100º, giro a la izquierda, vel cuchara. Cuando pase el tiempo programado, volcamos en una fuente y agregamos las almejas, picamos un poquito de perejil por encima y servimos.


Un arrocito que siempre gusta y además está muy rico con ese saborcito a mar.



20 noviembre 2014

Cañas de O Carballiño (Ourense)




Como  cada 20 de mes, hoy tenemos desafío en la cocina. Esta vez han sido las hermanas del blog La cocina de Camilni las encargadas de este desafío y verdaderamente cada vez nuestras desafiadoras son más origínales. Este mes de Noviembre el reto era elegir un dulce típico  de una Comunidad Autónoma diferente a la nuestra donde el único requisito era que fuese frito. Difícil no lo tenía ya que existe gran variedad por toda la geografía española, el único impedimento era que los fritos no son lo mío, pero he de reconocer que me gustó mucho, tanto la elaboración como el resultado. Y aquí tenemos estas cañas de O Carballiño, en Ourense (Galicia) muy típicas en la zona y especialmente en determinadas confiterías donde parece que siguen haciéndose de forma artesanal. Sea como fuere, seguro que la próxima vez que visite Galicia me daré un paseo por esta comarca y probaré las auténticas cañas. Hasta ese momento aquí les dejo mi versión particular de este famoso dulce.

Ingredientes:
·        250 de harina de trigo
·        80 gr de leche
·        80 gr. de aceite de oliva ( más el necesario para freír)
·        Una pizca de sal
·        Un chorrito de vino dulce
·        Anís en grano o matalahúga
·        Unas cañas o canutillos ya sean naturales o de los que venden en tiendas de repostería.

Para la crema Pastelera:
·        70 gr. de azúcar
·        250 gr. de leche
·        2 yemas
·        30 gr. de maizena
·        La piel de 1 limón
·        1 vaina de vainilla

·        Canela en rama

Preparación:

En primer lugar preparamos la masa de las cañas, mezclando todos los ingredientes en la thermomix, unos 15 seg. a velocidad 6. Retiramos y reservamos.
Ya tengo una receta por aquí de crema pastelera, pero decidí darle un saborcillo a leche merengada y para ello, mezclé la leche, la vaina de vainilla abierta, la piel de un limón sin la parte blanca y una rama de canela unos 5 minutos,  80 º, giro a la izquierda, vel 2. Después sacamos la vainilla, la piel del limón y la rama de canela e incorporamos la mariposa en las cuchillas. A la leche incorporamos el azúcar, las yemas y la maizena y mezclamos unos 15 seg. 3 ½. Luego programamos 9 minutos, 90 º velocidad 2. Una vez acabado el tiempo programamos 2 minutos más sin temperatura. Vertemos la crema en una manga y reservamos.


Extendemos trocitos de masa y la vamos cortando en tiras para luego enrollarlas en los canutillos, que vamos friendo en abundante aceite y muy caliente. Seguimos así hasta acabar con toda la masa. Las cañas resultantes las vamos sacando de los canutillos y reservando en papel absorbente para que suelten toda la grasa de más. Ahora solo nos queda rellenar por ambos lados con la crema pastelera  y espolvorear con una mezcla de azúcar y canela.


     *  Las cañitas las llevé a una comida familiar y no quedó ni una. Con las prisas sólo se puse azúcar glass por encima y me olvidé de mezclar con la canela, pero aún así se acabaron en un periquete.
   ** Los canutillos los hice yo misma con unas cañas de río, que aunque aquí no tenemos ríos si que hay cañas.


 Ahora los invito a ver la maravilla de dulces fritos de toda la geografía española que han hecho mis compañeros de desafío, como siempre todos espectaculares, no tienen más que pinchar aquí.